Saltar al contenido principal

BANI o VUCA ¿Cómo abordar los riesgos?

Portada » Blog Calidad y Excelencia » BANI o VUCA ¿Cómo abordar los riesgos?
5/5 - (1 voto)

BANI o VUCA

BANI o VUCA, todo depende de la forma en que veas al mundo y los acontecimientos a tu alrededor. Parece que vivimos en un universo tan complejo que hace falta echar mano de muchas palabras para poder definir lo que está pasando. Para los teóricos, al menos son necesarias 2 expresiones capaces de explicar lo suficiente: VUCA y BANI. VUCA, por sus singlas en inglés, significa volátil, incierto, cambiante y ambiguo. Por su parte, BANI quiere decir quebradizo, ansioso, no lineal e incomprensible.

V.U.C.AB.A.N.I
VulnerabilidadQuebradizo (Brittle en inglés)
Incertidumbre (Uncertain en inglés)Ansioso
ComplejidadNo lineal
AmbigüedadIncomprensible

¿Tan inclasificable es lo que nos sucede ahora, que requerimos tantos términos para entendernos? Parece que no. Todo apunta a que el planeta siempre nos ha reparado sobresaltos. Ya en la Antigua Grecia el filósofo presocrático Heráclito concluía que lo único constante es el cambio. Razonaba que el mundo se encuentra en un proceso de nacimiento y de destrucción sin fin: “todo fluye, todo cambia, nada permanece”.

Descárgate el e-book Guía para la identificación, evaluación y gestión de  Riesgos Corporativos

Si desde aproximadamente 544-484 A.C ya nuestro filósofo cavilaba sobre el carácter cambiante de los sucesos, ¿qué pensaría si tuviese que vivir en la actualidad? En los tiempos vertiginosos, febriles, disparatados, farragosos e imprecisos que nos arropan.

Tal vez no estaría tan sorprendido como nosotros, pues vislumbró que el movimiento y los cambios eran propios de la vida; mientras que el reposo y la inmovilidad pertenecían al terreno de la muerte. Entonces ¿por qué nos cuesta tanto adelantarnos a las catástrofes, si sabemos que son inevitables? Un pensador más contemporáneo, Nassim Taleb, plantea en su libro El cisne negro que la incapacidad de predecir las rarezas implica la incapacidad de predecir el curso de la historia. Sin ambages apunta que “hacemos proyectos a treinta años sobre el déficit de la seguridad social y de los precios del petróleo, sin darnos cuenta de que ni siquiera podemos prever unos y otros para el verano que viene”.  ¿Esto querrá decir que es imposible adelantarnos a lo que sucederá y que somos inevitables marionetas del destino? Es difícil precisarlo. Pero las palabras al menos nos ayudan a aprender la realidad. Y por eso existen las siglas de caracterización VUCA y BANI.

VUCA fue creado durante la guerra fría y era una forma de caracterizar el entorno global de ese momento BANI usado para explicar el entorno global en un mundo interconectado por RRSS y con la posibilidad de viajar de un hemisferio a otro en cuestión de horas y con una frecuencia nunca antes vista

¿Por cuál nos decantamos?

Las siglas VUCA fueron ideadas a finales de los ochenta, mientras que BANI vio luz en pleno siglo XXI. Podríamos pensar que esta última está muy cerca de la realidad, por ser actual, pero consideramos que uno de sus componentes, ansioso, tiene más que ver con un trastorno de la salud mental que con una forma de explicar al mundo. La ansiedad, de hecho, podría ser una consecuencia derivada de la volatilidad, incertidumbre, cambios y ambigüedad. A pesar de que aproximarnos a la realidad a través de estos conceptos es válido y puede resultar de mucha ayuda para saber cómo es el contexto en el que nos desempeñamos y a qué nos enfrentamos, no conviene convertirnos en personas reduccionistas, puesto que el mundo es bastante amplio para ser develado en cuatro siglas que mutan conforme pasa el tiempo.

De todas formas, vale preguntarse ¿por qué nos empeñamos en entender al mundo? ¿qué perseguimos con ese afán que ha ocupado a filósofos, matemáticos, poetas, artistas, científicos y hombres de fe? Opinamos que el objetivo es poder adelantarse a lo que pasará y presentir cisnes negros, es decir, eventos de alto impacto que son impredecibles. Esta sería una victoria sobre el destino y arrojaría una luz al porvenir. La reflexión nos lleva de vuelta con el escritor Taleb, para quien “nuestra incapacidad para predecir en entornos sometidos al cine negro, unida a la falta general de conciencia del estado de las cosas, significa que determinados profesionales, aunque creen que son expertos, no lo son. Si consideramos los antecedentes empíricos, resulta que no saben sobre la materia de su oficio más que la población en general, pero saben contarlo mejor”.

No somos tan expertos

Aunque las afirmaciones del ensayista libanés parezcan muy arriesgadas, es un hecho que nuestras habilidades de entender el mundo serán mayores conforme asciendan la capacidad de adaptación, resiliencia y flexibilidad ante nuevos paradigmas. Porque podemos volvernos especialistas en la predicción de cisnes negros, como el 11 de septiembre o el COVID, pero ¿qué haremos con esa información? ¿cómo la gestionamos desde el punto de vista individual, social u organizacional?  Pensamos que ajustarnos a las circunstancias es lo más sensato. Paras ello podernos afianzarnos en fortalezas como una visión positiva ante lo desconocido, que no necesariamente debe ser malo. De hecho, el éxito de Google y de Harry Potter son cisnes negros positivos.  Por todo lo expuesto, nos parece que VUCA o BANI dependen del cristal con que se mire al mundo.

Software ISOTools

El Software ISOTools, le permitirá adaptarse a cualquier cambio, sin perder la centralización de la información y pudiendo decidir qué y cómo hacer en cada momento, con la facilidad de generar reportes con un solo clic.

No tenga miedo al cambio y apueste por una plataforma tecnológica como ISOTools como recurso vital en estos tiempos.

Guía para la identificación, evaluación y gestión de Riesgos Corporativos

¿Desea saber más?

Entradas relacionadas

Controles Seguridad De La Información
Con los controles no es suficiente. Sigue necesitando la ISO 27001

Controles ISO 27001 La información es uno de los activos más importantes. Otras personas, empresas y países están…

Ver más