Los criterios de selección de contratistas según HSE
cerrar

Software para la Gestión de la Excelencia

Cerrarcerrar_megamenu

Sobre ISOTools

Cerrarcerrar_megamenu
PLATAFORMA TECNOLÓGICA PARA LA GESTIÓN DE LA EXCELENCIA Demo Login
Blog Calidad y Excelencia

Criterios de selección de contratistas según HSE

HSE

La dinámica empresarial actual, ha llevado a las organizaciones a contratar de manera externa actividades propias y no propias de acuerdo a su naturaleza, las cuales normalmente se realizaban con personal directo.

Debido a esta dinámica, la Gestión HSE del contratista toma cada día más valor dentro de las organizaciones, a tal punto, que los contratistas son parte integral de nuestros Sistemas de Gestión.

 

CTA post Botón Contacto 2

Reciba asesoramiento de un consultor experto de ISOTools sin compromiso

 

Es necesario dejar atrás la percepción de la figura del contratista como un elemento externo que llega a nuestras organizaciones a realizar un trabajo específico y, además, que son ellos los exclusivos responsables de la seguridad y salud de sus trabajadores.

Y es que no es opcional involucrar al contratista en las actividades HSE internas de la organización; si revisamos la legislación actual, independiente del país en donde nos encontremos, podremos verificar que no solo obliga a las organizaciones a involucrar a los contratistas dentro de las actividades del Sistema de Gestión de Seguridad y Salud en el Trabajo, sino que también hace corresponsables a las empresas contratantes de lo que directamente le pueda suceder al trabajador en materia de su seguridad y salud.

¿Cómo establecer los criterios para la selección del contratista?

Para ello es necesario investigar y conocer aspectos claves de nuestra organización antes de poder determinar estos criterios.

  • Determinar el tamaño de la organización
  • Cantidad de contratistas a gestionar
  • Duración de cada contrato
  • Las diferentes actividades que realizan los contratistas
  • Nivel de riesgo de las actividades que realizan los contratistas.

Como hemos indicado previamente, es necesario involucrar al contratista como un elemento más de nuestro Sistema de Gestión. Y es por ello que, al momento de realizar la identificación de peligros, valoración de riesgos y determinación de controles, debemos identificar esas actividades, que pueden ser rutinarias o no, y se realizan a través de terceros.

Esta es la entrada principal para determinar el nivel de riesgo de estas actividades y empezar a planificar los controles y requisitos que se solicitarán y así determinar los criterios a tener en cuenta para la selección del contratista. Y no solo los peligros identificados sino también los requisitos legales aplicables a estas actividades, los cuales proporcionarán elementos claves para determinar estos criterios.

Una vez tengamos estos lineamientos básicos, que podrían ser más, podemos empezar a determinar los criterios a tener en cuenta para la selección del contratista.

En este artículo nos enfocaremos en la etapa antes del inicio del contrato, ya que es en esta etapa en donde definiremos los criterios a tener en cuenta para la selección del contratista y que, a mi concepto, es la más importante dentro de la gestión del contratista.

Clasificación del contratista:

Es necesario determinar los tipos de contratista que requiere la organización a través de la clasificación del contratista. La forma de clasificarlos, dependerá de lo que hayamos identificado en el análisis previo, pero podemos tener en cuenta varios elementos para esta clasificación

Podemos clasificar al contratista, por ejemplo, dependiendo de la actividad que vaya a realizar y el nivel de riesgo derivado de esta actividad.

Por ejemplo, podríamos tener contratistas en Categorías TIPO 1 si las actividades que realizará el contratista implican actividades de alto riesgo como trabajo en alturas, trabajos eléctricos, etc.

Categoría TIPO 2 para aquellos contratistas cuyas actividades no implican actividades de alto riesgo, como por ejemplo actividades de oficina.

Esta clasificación dará pie para determinar los requisitos a solicitar al contratista para su contratación y determinar los criterios de selección del contratista, ya que no serán los mismos criterios a evaluar de un contratista TIPO 1 a un contratista TIPO 2 por la naturaleza de sus actividades.

Otro criterio que se puede tener en cuenta para la definición de criterios, podría ser la duración del contrato. Por ejemplo, podríamos tener contratistas TIPO 1 que tengan una duración del contrato de un mes y otros de mayor a un mes.

En este caso tendríamos entonces contratistas TIPO 1 ocasionales, y contratistas TIPO 1 permanentes, entendiendo que los criterios del contratista TIPO 1 permanente, serán más estrictos que los del contratista TIPO 1 ocasional ya que el contratista estará más tiempo en nuestra organización

Definición de los criterios de selección

Una vez hayamos clasificado al contratista y determinemos los requisitos a solicitar, podemos determinar la criticidad de los criterios a evaluar para la selección del contratista.

Es necesario entonces determinar qué criterios de selección serán los que para nuestra organización serán los más críticos o relevantes a la hora de la selección.

Así como para la selección de un contratista que va a construir para nosotros una bodega de materiales son importantes los materiales que utilizará versus el costo asociado, pues deberán ser igual de importantes los requisitos HSE del contratista.

Basándonos en los requisitos previamente identificados para cada tipo de contratista, podremos determinar cuáles son los requisitos más relevantes y que llevarán a la selección final del contratista.

Por ejemplo, podría ser un requisito esencial que el contratista realice los pagos de seguridad social en los tiempos establecidos y en el nivel de riesgo correspondientes. Dependiendo de la verificación de este requisito podemos evaluar mejor o peor a un posible contratista.

El histórico de accidentalidad del contratista podría ser otro elemento clave, el nivel de formación de los trabajadores, el cumplimiento de la normatividad vigente en Seguridad y Salud en el trabajo por parte del contratista, la calidad de los elementos de protección personal que entrega el contratista y así un sin número de criterios, pero dependiendo siempre de los requisitos establecidos para el contratista y el nivel de riesgo de las actividades a desarrollar identificados y establecidos previamente.

Finalmente es necesario en las organizaciones, que se establezcan canales de comunicación entre las personas responsables de HSE y las encargadas de la contratación, ya que no sería útil definir perfectamente los criterios HSE a evaluar al contratista, si no van a ser tenidos en cuenta para la contratación.

Es ahí en donde está el reto de los responsables de HSE en generar conciencia de la seguridad y salud por parte de la Alta Dirección de las organizaciones.

Elementos como sanciones legales de tipo económico o penales por el incumplimiento de la gestión de contratistas y el buen nombre de la organización, podrían ser elementos que ayuden a generar esta conciencia.

Software ISOTools

El Software ISOTools para la Gestión de Riesgos Corporativos, es el mejor aliado para realizar el seguimiento y monitoreo de cualquier riesgo que se haya identificado en la organización, no importa cuál sea su procedencia.

Establecer medidas y tomar decisiones mediante las matrices de gestión de riesgos de nuestro software es muy sencillo, ¿quiere saber cómo?

CTA post Tira Contacto 2

RECIBA ASESORAMIENTO SIN COMPROMISO


top