Hábitos para contribuir al cuidado del medioambiente desde tu empresa
contacto
SOFTWARE DE GESTIÓN PARA LA EXCELENCIA EMPRESARIAL Demo Login +34 957 102 000
Blog Calidad y Excelencia

Hábitos para contribuir al cuidado del medioambiente desde tu empresa

Norma ISO 14001: Sistema de Gestión Ambiental

Medir el impacto ambiental de las actividades de las empresas es una necesidad en el contexto actual. La norma ISO 14001 estable los requisitos mínimos para implementar un Sistema de Gestión Ambiental, que es el que proporciona el denominado «enfoque verde» para el cuidado y la preservación del medioambiente.

 

IC-ISO-CTA Boton ebook 14001

Descárgate el e-book: Implantación de los estándares de seguridad alimentaria.  Una inversión de futuro. 

¿En qué consiste el enfoque verde de una empresa?

Los compromisos medioambientales de las empresas aumentan año tras año. No sólo se trata de cumplir con legislaciones que recogen requisitos y buenas prácticas en este sentido, sino también de asumir un compromiso individual basado en el cuidado y el respeto de los entornos en los que se opera.

Hablar de «enfoque verde» es hacer referencia a una mirada empresarial que confirme tal compromiso y lo refleje en prácticas y en la adopción de estándares internacionales, como por ejemplo la norma ISO 14001 sobre Gestión Ambiental.

El enfoque verde, que también puede definirse como una cultura responsable en temas de recursos naturales, tiene algunos principios como:

  • El medioambiente no es un elemento más de productividad.
  • La relación empresa-entorno debe ser equilibrada.
  • Todas las áreas de la empresa tienen que estar alineadas.
  • Adopción de leyes específicas y estándares internacionales.
  • Establecimiento de buenas prácticas cotidianas.

¿Cómo promover el cuidado medioambiental desde la empresa?

Las soluciones estratégicas son, sin duda, las más significativas y en las que las empresas deben poner mayor empeño para contribuir al cuidado de los ecosistemas y medir el impacto de sus actividades en el medioambiente.

No obstante, estos sistemas se pueden alimentar de pequeños hábitos y prácticas.  El enfoque verde es mucho más que una mirada o una concepción teórica; es, también, la adopción de medidas como:

1) Ahorrar energía: el uso responsable de energía puede hacerse a través de equipos de bajo consumo. Por ejemplo, en la climatización y la iluminación. En la actualidad, la energía tipo  LED se posiciona como una alternativa viable para el ahorro. También se puede optar por la desconexión de los aparatos cuando no estén en funcionamiento.

2) Establecer una política de reciclaje: en función de la actividad de la empresa, es preciso que se establezca un plan de reciclaje que practiquen todos sus miembros. No sólo en cuanto al papel, el plástico y otros materiales de la cadena productiva, sino también en el mobiliario y los componentes electrónicos. Este punto debe ser mucho más exigente cuando el desempeño de la empresa suponga un contacto directo con los recursos naturales y los ecosistemas en general.

3) Hacer un buen uso del papel: los formatos digitales son una buena alternativa para reducir el uso del papel. Además, una buena idea para reutilizar las hojas que ya han sido usadas, pero que pueden tener extender su ciclo de vida, consiste en establecer puntos de reciclaje en distintos lugares de la empresa. De este modo se crea un hábito entre los distintos miembros de la misma.

4) Trabajar con empresas afines: es importante crear una red de empresas que estén comprometidas con el enfoque verde. De esta manera, las prácticas se realizan dentro de un marco de cuidado y preservación de los entornos y alientan a que otras compañías se unan a esta política.

5) Crea tu «oficina verde: el espacio físico de las empresas debe estar diseñado con base a principios ecológicos. Por ejemplo, los materiales empleados en la construcción deben ser renovables o reciclados. Si tal cosa no fuese posible, las empresas deberán procurar que sus sedes respondan a principios de la arquitectura bioclimática, es decir, aquella que saca el máximo provecho de elementos como la luz solar o la calefacción natural. El espacio físico debe reflejar el compromiso medioambiental asumido por las organizaciones.

 

La promoción de un Sistema de Gestión Medio Ambiental

Un Sistema de Gestión Medio Ambiental (SGMA) debe ser implementado de manera estratégica e involucrar a cada una de las áreas de una organización. Sin embargo, cada empresa puede contribuir al cuidado de los ecosistemas adoptando una serie de hábitos que repercutan en su día a día.

Para optimizar la implementación y gestión de un SGMA, puedes recurrir a las múltiples herramientas que ofrece el software ISOTools, las cuales optimizan los pasos del proceso y vinculan los requisitos de la norma ISO 14001 con los de otros estándares afines, como la OSHAS 18001, la ISO 27001 y la ISO 9001.

 

IC-ISO-CTA Tira ebook 14001

New Call-to-action

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
top